Alioli con Huevo

  • Alioli con Huevo

  • Alioli con Almendras

  • Alioli sin Huevo

  • Alioli de Manzana

  • Alioli Thermomix


  • "Alioli con Huevo"

    Alioli con Huevo



    Aprender a preparar tu propia salsa alioli con huevo de forma casera para acompañar tus platos de pescado o tus aperitivos. Te explicamos cómo se hace de forma rápida paso a paso.

    Ingredientes:

    - 600 ml de aceite de oliva virgen
    - 4 dientes de ajo
    - Dos huevos grandes
    - Un chorrito de vinagre o zumo de limón
    - Sal

    


    Preparación:

    Para hacer esta salsa alioli con huevo vamos a emplear una batidora eléctrica, ya que es lo mejor para mezclar todos los ingredientes. Aunque no es la receta tradicional para hacer el alioli, esta forma de prepararlo es seguramente la más común de emplear hoy en día, tanto en casa como en bares y restaurantes, y será la que hayas comido normalmente, así que posiblemente sea una de tus favoritas a la hora de hacer el alioli.

    Comenzamos a preparar este alioli pelando los dientes de ajo y después los echamos en el vaso de la batidora, troceados o enteros, como prefieras. Agregamos un poco de sal, el aceite de oliva virgen, o bien suave, si quieres obtener un alioli menos intenso, y también un chorrito de vinagre o zumo de limón recién exprimido. Con todos los ingredientes en el vaso, colocamos la batidora en el fondo del mismo sin encender aún.

    Una vez tengamos la batidora bien colocada sobre la base del vaso la encendemos y empezamos a batir a velocidad baja para que todos los ingredientes se vayan mezclando entre sí, pero lo hacemos sin mover la batidora del fondo. Al poco tiempo los ingredientes comenzarán a emulsionar y se irá formando la salsa alioli, entonces comenzaremos a subir y bajar la batidora suavemente para que se acabe de formar el alioli, sin hacer movimientos bruscos para que el alioli no se corte.


    Una vez tengamos una salsa cremosa con la textura adecuada, detenemos la batidora y vertemos nuestro alioli con huevo en un recipiente cerrado, y guardamos en la nevera para conservarlo bien frio hasta la hora de servirlo. Lo podemos conservar un día o día y medio en el frigorífico, ya que al llevar huevo debemos tener cuidado de no consumirlo mucho tiempo después de hacerlo.